Spanish Chinese (Simplified) English French Japanese Portuguese

El primer prototipo de turismo enológico de la Organización Mundial de Turismo (OMT ) y del Foro de Marcas Renombradas Españolas (FMRE) fue presentado en Querétaro el 26 de octubre de 2016. Este proyecto ha estado en proceso de desarrollo desde finales de 2015. La FMRE colaboró con cinco de sus bodegas asociadas: Barbadillo, González Byass, Grupo Freixenet, Osborne y Pagos del Rey.

Esta propuesta está basada en la metodología de prototipos de la OMT, y busca fomentar el turismo en el sector alimentario, particularmente en el descubrimiento del vino y su lugar de origen, no solo como una experiencia gustativa para expertos, sino como una forma de transmitir una emoción más profunda que fusiona el vino con su historia y su cultura, y de esta forma busca atraer a una diversa variedad de viajeros de todo el mundo. El visitante puede deleitarse con las catas de vino, senderismo, la visita a las bodegas, paseos a caballo y otras actividades de riqueza cultural.

El proyecto está dedicado al análisis del desarrollo del enoturismo, que próximamente entrará en fase de comercialización. Fue presentado en Querétaro por Pablo López, director general del Foro de Marcas, quien declaró que “España es el tercer productor de vino en el mundo pero tan solo el sexto en recepción de enoturistas”. Por su parte, Isabel Alonso Piñar, directora y consejera de Turismo en México de la Oficina Española de turismo (Turespaña), detalló los esfuerzos por promover el turismo en el país con proyectos como “Rutas del Vino de España”. Proyectos como este consisten en ofrecer al viajero un nuevo acercamiento a su cultura.

Las bodegas fungen como medio de introducción a la zona o región en las que se encuentran mediante productos novedosos y auténticos. Algunas de estas zonas son: Galicia, La Rioja, Penedés, Priorat, Ribera del Duero, Somontano, Toledo y Toro.

La enología ha recibido una respuesta positiva, especialmente por parte de especialistas en los sectores del vino y turismo, como sucedió en la feria Alimentaria en Barcelona. También es un ejemplo de colaboración público-privada entre cinco empresas líderes en el sector.

México, que actualmente ve un incremento anual del 20% en la producción de vinos, puede beneficiarse con el turismo enológico. La Finca Sala Vivé de Freixenet, la mayor exportadora de vino hecho en México, fue la primera bodega española que abrió sus puertas en nuestro país.

 

e-max.it: your social media marketing partner