Este superyate es una lujosa embarcación capaz de configurarse en dos modalidades: La primera para propietarios y la segunda para operadores de flotas de yates.

El diseñador italiano, reconocido internacionalmente gracias a su estilo dramático y futurista, incluyó en Xenos dos modelos en uno. El de Hyperyacht, equipado con mobiliario de primera calidad, jacuzzi, tres suites de gran tamaño, sala de estar, una cocina y dos salones. Y el Seajet Piercer, un medio de transporte de lujo con capacidad para 180 personas, zona VIP y altos sistemas de seguridad e higiene.

Por si fuera poco, Xenos será capaz de alcanzar una velocidad de hasta 90 nudos, convirtiéndolo en el yate de 130 pies (40 m) más rápido del mundo.

Sin embargo, lo más característico del modelo es que incluirá un Bugatti a juego. Esto, rigiéndose bajo la filosofía de Lazzarini de que “ningún superyate está completo sin un supercoche a bordo”.

e-max.it: your social media marketing partner