Considerado como uno de los mejores relojeros vivos, Michel Parmigiani ha lanzado una nueva versión del Tonda Chronor, hecha en un llamativo oro rosa de 18 quilates.

Un cronógrafo integrado es considerado un gran logro para todos los fabricantes de relojes, y un santo grial para los coleccionistas. La marca relojera suiza tardó seis años en crear el movimiento, y solo se desarrolló una serie limitada a 25 piezas por cada uno de los cuatro relojes Tonda Chronor anteriores.

Davide Traxler, CEO de Parmigiani, dijo que “el movimiento PF361 está hecho en oro e increíblemente bien decorado con un puente achaflanado a mano. Es muy raro agregar una función de retorno, un rattrapante de fracción de segundo y una gran fecha en la parte superior del cronógrafo integrado”.

Este nuevo Tonda Chronor cuenta con una esfera de pizarra con acabado opalino, agujas de esqueleto en forma de delta y un bisel con un acabado pulido en el interior. Si bien han anunciado que este será el último modelo de la serie, en el Salón Internacional de la Alta Relojería –que se celebrará en abril de 2020–, Parmigiani presentará una versión de su movimiento cronógrafo de oro, con una complicación única que, según Traxle, nunca antes se ha hecho.

e-max.it: your social media marketing partner