Cuatro de las más importantes marcas se han despedido de la feria anual de relojes con planes de hacer su propio show en 2021.

Baselworld, que por 100 años ha sido una plataforma para que las marcas anuncien sus nuevos productos a la prensa, minoristas y clientes VIP, fue pospuesto por primera vez hasta el próximo año a causa de la crisis de COVID-19, al igual que el Salón International de la Haute Horlogerie.

La noticia llegó inmediatamente después de que Rolex, su marca hermana Tudor y Patek Phillipe anunciaran su decisión de retrasar sus lanzamientos de nuevos productos este año de manera indefinida.

Jean Frèderic Dufour, CEO de Rolex y miembro de la junta de Tudor, anunció en un comunicado oficial: “Hemos participado en Baselworld desde 1939. Desafortunadamente, dada la forma en que ha evolucionado el evento y las recientes decisiones tomadas por el Grupo MCH, y a pesar del gran apego que tenía este programa, hemos decidido retirarnos”.

“Tras las discusiones iniciadas por Rolex, parecía natural crear un nuevo evento con socios que compartieran nuestra visión y nuestro apoyo inquebrantable para el sector relojero suizo. Esto nos permitirá presentar nuestros nuevos relojes de acuerdo con nuestras necesidades y expectativas, unir fuerzas y defender mejor los intereses de la industria”, explicó Frèderic Dufour.

Parte de esta visión es estar más orientado hacia el consumidor. El nuevo espectáculo, iniciado por Rolex, estará únicamente abierto a la prensa, minoristas y clientes importantes, con base en las ferias comerciales anteriores.

Como consecuencia, en abril de 2021, Rolex, Patek Philippe, Tudor, Chopard y Chanel formarán un nuevo espectáculo −aún sin nombre− que se celebrará en Ginebra al mismo tiempo que Watches & Wonders.

Chanel, que ha participado en Baselworld desde 1987, agregó que su decisión de abandonar es parte de una estrategia a largo plazo, lo que indicaría que la nueva plataforma no es un campo de pruebas sino un movimiento permanente.

Por su parte, Chopard, que participaba desde 1964, agregó que el nuevo evento con Rolex, Tudor y Patek Philippe permitirá a su negocio servir mejor a sus clientes y socios, así como promover los "valores y los mejores intereses de la relojería suiza".

Fieles a su filosofía, las marcas planean salvaguardar su exclusividad y controlar su mensaje antes que las masas de redes sociales.

e-max.it: your social media marketing partner