El nuevo Potugieser Yacht Club Moon & Tide permite realizar un seguimiento de la fase lunar y las mareas.

En 1939, el relojero IWC Schaffhausen creó un modelo al que denominó Portugieser y que lleva el nombre de dos comerciantes de Portugal que lo desafiaron a producir un reloj de pulsera que entre sus múltiples características contara con la precisión de un cronómetro marino.

Hoy, casi ocho décadas después, IWC anuncia la reinvención de una nueva colección que incluye un calendario perpetuo, un cronógrafo deportivo náutico y se corona como el primer reloj equipado con un indicador de marea.

La pieza cuenta con una pantalla de doble fase de luna para mostrar las mareas de primavera y verano, así como un rastreador que indica los tiempos de cambio para la marea alta. El mejorado Potugieser Yacht Club Moon & Tide viene en una caja de oro rosa de 18k con una esfera azul, apliques de oro, agujas chapadas en el mismo material y una correa de goma azul.

Por si fuera poco, IWC muestra su lado deportivo al presentar tres nuevos cronógrafos Yacht Club de tercera generación. Los modelos están inspirados en un reloj resistente con la que la marca debutó en 1967 y se reinventó en 2010.

 

e-max.it: your social media marketing partner