Magia en el mar

Beneteau, la afamada firma europea con más de 150 años de tradición náutica, nos entrega su más reciente obra: Sense, embarcación en la que lujo, innovación, calidad y placer se conjugan en plena armonía con el ambiente. Con Berret Racoupeau a cargo de la arquitectura naval y un diseño de interiores de Nauta Design, las prestaciones y el confort de esta nave alcanzan niveles de excelencia.

Partir y dejarse llevar por sus sueños, Sense suena como una invitación a vivir el espectáculo del mar con lo que nos es más propio: la simplicidad y la libertad. Con un nuevo concepto que replantea totalmente la forma de navegar en crucero, Sense hace evolucionar la navegación recreativa y nos hace sentir que el arte de vivir está completo con una verdadera búsqueda de la forma y la función, por medio de la creación de una carena que aporta confort y rendimiento. Partiendo de una página en blanco para dibujar otros modos de vida sobre el agua, Beneteau le abre las puertas a un nuevo mundo.

 

 

Fácil para navegar, simple para vivir. Esta hermosa y práctica embarcación organiza la vida en el mar alrededor de tres amplias esferas. A popa, la vida exterior se alarga incansablemente entre la plataforma de natación, el puesto de mando y de maniobras amplio y despejado, y la espaciosa cabina concebida como una terraza. Bajo este inmenso espacio, amplias estibas y el conjunto de la maquinaria. En el centro del barco, la zona habitable unida de forma novedosa al exterior. A proa, el ambiente de vida nocturna acoge habitaciones, despacho y baños.

 

 

Libre en fondeo, libre en el mar. Sense es un barco autosuficiente, un himno a la libertad. La vida a bordo ha sido pensada para ser lo más autónoma posible y para sentir el bienestar en todo momento. Tanto navegando como en fondeo, Sense ofrece una estabilidad inédita y en ella se circula tan libremente como el aire. El descenso en tres peldaños a 45° une la vida exterior con la interior con una fluidez aún inigualada en un monocasco. Nos ofrece acceso libre a todos los placeres del mar gracias al espejo de popa con un ingenioso mecanismo elevador, que desciende completamente por debajo de la cubierta y a los dos asientos de timón que se pueden elevar como puente levadizo.

En esta nave podemos experimentar el placer de navegar en un barco que domina el mar. El original diseño de la carena de esta nave, reduce el ángulo de escora sin pérdida de rendimiento. En el agua Sense anticipa las nuevas aspiraciones de confort en la navegación y ofrece a toda la tripulación sea cual sea su edad, una sensación de seguridad absoluta.

Sus amplios espacios y su diseño libre de obstáculos, permiten que todos a bordo puedan interactuar de manera libre y cómoda, compartiendo todas sus ventajas, pero también permite a cada uno llevar su vida a bordo según su propio ritmo. De la popa a la proa, la vida sobre esta hermosa nave fluye con serenidad y toma una nueva dimensión.

Por medio de luz natural y luz artificial, este velero abre los espacios. Múltiples y generosas las aberturas dejan circular la luz y la mirada. La luz es omnipresente pero nunca cenital para mantenerlo fresco. Las aberturas también están cuidadosamente pensadas para ventilar el interior, sea cual sea la procedencia del viento. La luz artificial totalmente en LED disminuye a un 20% el consumo energético y reduce sensiblemente el aporte calórico.

 

 

Pensando en las ventajas de la sustentabilidad, esta embarcación limita su huella ambiental disminuyendo el consumo energético de las dos partidas de más demanda: la iluminación y la refrigeración. También está concebida para acoger la tecnología del motor híbrido con tecnología de regeneración, desarrollada por la Fundación Beneteau.

Este barco se ha equipado con la tecnología “Dock & Go”, por lo que las maniobras más complicadas en este velero son un juego de niños. Dock & Go es la solución que Beneteau propone para dominar fácilmente las maniobras de puerto a bordo de un velero de gran talla; es un sistema intuitivo que le permite maniobras lúdicas en un solo movimiento, gracias al empleo de un joystick con forma de cruz en el puesto de mando.

 

 

 

 

El impulsor de proa está sincronizado con una base saildrive pivotante de 360° por medio de un controlador inteligente, lo que facilita las maniobras de atraque. El timón queda bloqueado automáticamente durante toda la maniobra. Puede lograr una traslación a 90° sobre babor o estribor, marcha adelante, marcha atrás y rotación in situ, lo que le permite desplazar el barco en un espacio limitado e ingresar a las plazas de puerto más complejas.

La marcha atrás se efectúa por pivotamiento del saildrive sin pérdida de potencia y la rotación del saildrive se realiza en medio segundo con la ayuda de un motor eléctrico. El pivote a 180° de la flecha, le permite fácilmente a las hélices plegables ofrecer la misma potencia en marcha atrás que en marcha adelante. Este sistema le garantiza una mayor seguridad al maniobrar, gracias al desempeño asistido del motor en combinación con el propulsor de proa propio de Dock & Go.

Y la vida en el mar adquiere todo su sentido...

 

 

 

Especificaciones

Longitud

15.27 m 

Peso Total 

15.3 Ton

Capacidad de combustible 

415 l

Capacidad de Agua

730 l

Potencia del Motor 

75 HP Sail Drive

 

Texto: Víctor Morán ± Foto: Cortesía de la Marca.

e-max.it: your social media marketing partner