La máxima experiencia

La destacada participación de México en la Fórmula 1 (F1) comenzó en 1961, con la aparición de Ricardo Rodríguez en el circuito de Monza, durante el Gran Premio de Italia; desde entonces Ricardo, junto con su hermano Pedro Rodríguez, quien corrió su primer circuito de F1 en el 63, se entregaron por completo al deporte del automovilismo. El pasado 1 de noviembre, a poco más de 50 años de las hazañas de los hermanos Rodríguez y tras 23 años de ausencia de la F1 en México, la pista del autódromo capitalino regresó al calendario de la máxima categoría del automovilismo mundial, para llevar a cabo un Gran Premio.

En esta ocasión, a la emoción del regreso de la F1 a México, se sumó la participación de Sergio “Checo” Pérez, quien tras su llegada al podio en el GP de Rusia, han causado gran revuelo en el circuito mundial. El piloto de la escudería Force India, con el sello Claro-Telmex-Telcel-Infinitum, quien fuera el primer mexicano en correr un Gran Premio “en casa” desde hace 45 años, señaló: “Tener la oportunidad de participar en el Gran Premio de mi país es algo que jamás pensé que sucedería. ‘Será uno de los momentos más importantes de mi carrera y sin lugar a duda puedo decir que esta carrera se convertirá en un clásico moderno de la Fórmula Uno”.

Entre los aspectos más interesantes del Gran Premio de México, destacó la experiencia que se vivió desde la suite de Azimut Yachts México, donde directivos de Azimut como Ugo Garassino, Director de la Sección SuperYachts de Azimut S.p.A. (75’-120’ range), Jesús Orantes y Rodolfo Hagemman, así como sus invitados, tuvieron una vista exclusiva y de primera mano de los equipos, así como una posición privilegiada para apreciar la carrera; por lo cual el circuito mexicano de la F 1 se vivió de forma espectacular.

 

 

 

 

 

Amber Lounge

El regreso del Gran Premio de la F1 a México trajo consigo a Amber Lounge, proveniente de los circuitos de Mónaco y Singapur, siendo las ciudades europeas en donde se llevaron a cabo los primeros cuatro eventos que se celebran en el año. Este evento privado trajo consigo a varios jet setters de calidad internacional; en donde también tuvo presencia Azimut  Yachts Mexico, cuyo emblemático astillero ha sido parte de la industria naútica desde 1988. Este astillero fue uno de los patrocinadores de esta exitosa celebración.

Amber Lounge México tuvo como sede el Casino Campo Marte, donde Sonia Irvine, fundadora y anfitriona de esta festividad, recibió a pilotos, celebridades y empresarios, quienes disfrutaron por tres noches (del 30 de octubre al 1 de noviembre) de actuaciones en vivo de artistas y DJs internacionales, así como de un cautivador fashion show con la presencia de modelos internacionales.

“Me da mucha emoción llevar a cabo el Amber Lounge en la Ciudad de México. Después de una ausencia de 23 años, los mexicanos están expectantes con el regreso del Gran Premio. Éste será un fin de semana inolvidable”, indicó Sonia Irvine.

Amber Lounge cerró la temporada de F1 con un after party, posterior a la última carrera del circuito, en Abu Dhabi, a efectuarse el 29 de noviembre.

 

El preámbulo 

Unos días antes de la carrera, durante la conferencia de prensa inaugural, algunos de los pilotos expusieron sus primeras impresiones sobre este acontecimiento. Así, el campeón mundial Lewis Hamilton del Mercedes AMG F1 Team, destacó: “Mi estrategia siempre es atacar al máximo. Al igual que mis compañeros pilotos, estoy muy emocionado con esta oportunidad de participar. Nos encanta la idea de dejar huella en el regreso de la F 1 a México”.

El español, dos veces campeón del mundo, Fernando Alonso, piloto de la escudería McLaren Honda comentó: “Estuve aquí hace un año y hoy el circuito está completamente listo para el Gran Premio, han cambiado muchas cosas. Será un reto para los ingenieros tener los autos a punto”.

Pastor Maldonado, el piloto venezolano de 30 años de Lotus, indicó: “Es difícil predecir sin ver el circuito desde el auto, pero estoy seguro que será un gran espectáculo”, añadió.

En lo correspondiente al piloto favorito de los mexicanos, Checo Pérez, declaró: “Para mí es un sueño hecho realidad poder manejar en mi país. No crecí con un piloto mexicano, pero sé que los Hermanos Rodríguez eran los más populares; eran grandes, lamentablemente, murieron a muy corta edad. Creo que aún tenían mucho más que ofrecerle, tanto al deporte en general como a la F1. Sólo tengo que enfocarme en lo que hago cada fin de semana, una vez que me pongo el casco, es hora de centrar mi atención en el procedimiento normal de cada práctica, clasificación y así sucesivamente. Habrá mucha presión, pero será positiva. Me sirve como una enorme motivación para hacer un buen papel este domingo”, finalizó.

 

 

 

 

Práctica y ronda clasificatoria

En la primera sesión de prácticas, que congregó 89,365 aficionados, Max Verstappen, de la escudería Toro Rosso, tuvo el mejor tiempo con una vuelta de 1:25.990; Daniil Kvyat fue el segundo más rápido para la escudería senior de Red Bull, tres décimas de segundo detrás; luego llegaron los Ferrari de Sebastian Vettel y Kimi Räikkönen, que tuvieron el mismo tiempo que Kvyat. Lewis Hamilton, uno de los más rápidos en la sesión de 90 minutos, terminó en el lugar 11.

En la ronda clasificatoria del sábado 31 de octubre, para la cual se congregaron 111,964 espectadores, Nico Rosberg le ganó a su coequipero Lewis Hamilton y aseguró la pole position para el arranque del domingo 1 de noviembre; por su parte Felipe Massa, impuso la marca de la más alta velocidad durante las clasificatorias al alcanzar los 360 k/h; Checo Pérez con un tiempo de 1:20.716, se ubicó en la novena posición. Mientras, Daniil Kvyat aseguró la cuarta posición en la parrilla junto a Vettel y su coequipero, Daniel Ricciardo, quedó en el quinto lugar. Valtteri Bottas, de Williams, quedó al lado del australiano, y su compañero de equipo, Felipe Massa, volvió a quedar en la posición detrás de él. Max Verstappen, de la Scuderia Toro Rosso, mantuvo el octavo lugar, dejando así, los últimos dos puestos del top de parrilla de salida para los autos de Force India.

En la Masters Historic Racing de 10 vueltas, Aaron Scott se convirtió en el primer ganador del fin de semana, pues aprovechó la pole position para conducir su March 761 a la máxima velocidad.

 

 

 

Camino a la cúspide

El Gran Premio de México 2015 marcó un hito en el automovilismo mundial, no sólo por el total de asistentes que durante los tres días de celebración alcanzó los 336,174 espectadores, siendo el domingo 1 de noviembre, el día de mayor afluencia con 134,845 aficionados, convirtiendo al Autódromo Hermanos Rodríguez no sólo en la pista con mayor aforo en el mundo, sino también en la de mayor calidad de pilotos y escuderías.

La emoción cobró vida con la victoria del inglés Greg Thornton en el segundo evento de Masters Historic Racing, quien manejó el Lotus 91/5 que alguna vez perteneció a Elio de Angelis; mientras que el australiano Luis Leeds, demostró su talento al llevarse la victoria de la carrera inaugural de la F4 NACAM.

Posteriormente, la ceremonia de inauguración, que comenzó con el tradicional desfile de los pilotos alrededor de la pista, representó un evento nunca antes visto en la historia de la F1, pues fue encabezado por Bernie Ecclestone, quien iba acompañado de Carlos Slim Domit, CEO y presidente Ejecutivo de América Móvil, uno de los principales impulsores del tan ansiado reto; Alejandro Soberón Kuri, presidente y CEO de Corporación Interamericana de Entretenimiento (CIE) y presidente del Formula 1 Gran Premio de México 2015, quien junto con Slim Domit durante cerca de seis años impulsaron la llegada de este evento, y Nigel Mansell, piloto ganador del Gran Premio de México en 1992.

 

 

 

 

 

 

Tras una emocionante carrera de 71 vueltas, Nico Rosberg conquistó el primer sitio en el podio, seguido de Lewis Hamilton, para lograr el 1-2 del equipo Mercedes; en tercer puesto quedó el finlandés Valtteri Bottas, de la escudería Williams y el predilecto de casa, Checo Pérez, quedó en el octavo sitio, luego de un par de rebases en la zona del Foro Sol, uno a Carlos Sainz, de Toro Rosso y el otro en las últimas vueltas a Max Verstappen, también de Toro Rosso.

Ante el desempeño del piloto de Force India con el sello Claro-Telmex-Telcel-Infinitum, la afición se mostró complacida, pues éste cumplió la promesa que hizo a sus compatriotas en las gradas de no ceder en todo el recorrido. De los 20 pilotos que comenzaron la carrera, 16 terminaron y sólo uno no logró concluir la primera vuelta. Fernando Alonso reportó “Carrera acabada, falta de fuerza”, desde la cabina de su McLaren Honda y regresó a los pits para retirar el auto, mientras que su co-equipero, Jenson Button, comenzaba la carrera desde el final de la parrilla para concluir en el lugar 14.

La ceremonia de premiación fue presidida por Claudia Ruiz Massieu, secretaria de Relaciones Exteriores, la cual, desde que estuvo al frente de la Secretaría de Turismo, impulsó el regreso de la F1 a México, y quien entregó el trofeo a Nico Rosberg; Alejandro Soberón, premió a Lewis Hamilton y Horacio de la Vega, director general del Instituto del Deporte de la Ciudad de México (Indeporte), otorgó el trofeo a Valtteri Botas.

 

En voz de los pilotos

“¡Fue el mejor podio de mi vida! Miles y miles de personas diciendo tu nombre después de ganar en una pista espectacular... ¡es increíble! Me sentí como estrella de rock en el escenario y disfruté cada instante”, dijo Rosberg después de su cuarta victoria de la temporada.

“Es fantástico estar aquí en México. La afición se siente como si fuera un partido de fútbol. Los fans han sido increíbles, nunca había visto algo así”, comentó emocionado Lewis Hamiltón, ante una de las preguntas que le hizo el expiloto Nigel Mansell.

“Todo el fin de semana ha sido impresionante y este Gran Premio ha puesto la barra muy alta. El Foro Sol es increíble y los fans también. Es muy lindo venir a un nuevo lugar, especialmente cuando montan un show como este. El desfile de pilotos fue increíble también. Me dieron escalofríos, fue muy emocionante ver a tantos fans aclamándonos”, indicó Daniel Ricciardo del equipo Red Bull Renault, quien ocupó la quinta posición.

 

 

 

Por su parte Checo Pérez, de Force India, comentó: “¡Qué gran semana en México! La atmosfera ha sido increíble y hubo momentos muy especiales. La carrera fue probablemente una de las más difíciles en mi trayectoria, ya que fue muy desafortunado para mí el momento en el que se tuvo que implementar el Safety Car, pues no me ayudó en nada en mi estrategia de una sola parada. Decidimos no regresar al pit cuando salió, porque pensamos que había oportunidad de saltar a Nico (Hulkenberg) y a Felipe (Massa), pero no sucedió. El equipo me dijo que los autos detrás de mí habían parado en los pits para cambiar las llantas, así que me preocupé un poco, porque sabía que las últimas 15 vueltas serían muy difíciles. Mantenerse al frente de ellos y acabar en octavo lugar, es probablemente una de mis mejores actuaciones en la F1 y estoy muy feliz de haber acumulado puntos enfrente de mi público. Tengo mucha suerte de tener un gran apoyo por parte de mi país, y voy a recordar este fin de semana para siempre. Creo que todos disfrutaron la energía de los aficionados y ésta será seguramente una de las carreras más populares del calendario ahora.”

Finalmente, cabe recordar que el fundador y presidente de la escudería Haas, Gene Haas, dio al piloto mexicano Esteban Gutiérrez un asiento para competir con el equipo, cuando éste realice su debut en 2016 en el Campeonato Mundial de F1 de la FIA.

“Conocí a Esteban gracias a nuestra relación con Ferrari y después de ver el éxito que lo ha hecho ganarse su lugar ahí, fue claro que era una excelente opción para nuestro equipo”, declaró Haas.

 

Texto: Felipe López ± Foto: F1 / Mediacenter / PR Media manager / F1 eventos & hospitality

e-max.it: your social media marketing partner